Ofertopolis.com 10 años contigo
902 401 408  
Noticias Ofertópolis
 
inicio > noticias > Directo a la Liga

Portada Ofertopolis Nacional Internacional DEPORTES EMPRESARIAL OCIO Y CULTURA SALUD TECNOLOGIA AFILIADOS

14/4/2014
Directo a la Liga

Directo a la Liga

Hubo una jugada, al cuarto de hora de la segunda parte, que pudo haberlo cambiado todo. No el resultado, que hubiera sido el mismo, pero sí la congoja de ver a Diego Costa jugarse la tibia por hacer el segundo gol, el que cerraba el partido y el liderato, un liderato más grande para el Atlético. Probablemente no se hubiesen escuchado los gritos del hispano-brasileño ni se hubiesen visto los gestos de miedo en la cara de Filipe Luis y de Godín. Diego Costa falló el penalti a falta de media hora y, cuando apenas quedaban cinco minutos, se jugó literalmente la pierna para devolverse a sí mismo el gol que se debía.

Apuntan los primeros pronósticos que es sólo un corte, pero hay que esperar. Sea lo que sea, el susto dejó en mucho menos la celebración rojiblanca, que cuando se recobre del impacto caerá en la cuenta de que es líder a falta de cinco jornadas y que se ha ganado el derecho a perder en una de ellas porque seguirá siendo primero. Con mucho oficio, con mucha seguridad y con todas esas cosas que lo han traído hasta aquí, el Atlético ya sólo puede perder la Liga. Ni Real Madrid ni Barcelona la pueden ganar.

Hay un ambiente extraño en el Atlético que sale a los partidos. Por un lado anda el miedo, más o menos justificado, explicable desde las necesidades angustiosas del rival pero desmentido por la endeblez, demostrada, de ese mismo rival. Y por otro lado está la seguridad de que, tarde o temprano, llegará el gol que dará los puntos. Por una vía o por otra, tanto da, pues es el Atlético un colectivo con un montón de recursos, y si no son los habituales -Diego Costa- aparecen otros como un salto poderoso de, por poner un ejemplo, Godín.

Sin rotaciones

Así llegó el gol, casi al final del primer tiempo, después de una sesión bastante anodina. Simeone puso a su estrella en el campo de inicio, acaso impulsado su regreso por el resultado del Barcelona el sábado. Estaba su equipo ante la oportunidad de garantizarse un tropiezo en los últimos cinco partidos y tener la seguridad de seguir siendo líder. Acaso por eso el argentino, que meditó hacer rotaciones, puso en el campo todo lo que tenía excepto Arda, lesionado, al que cubrió Raúl García. En los primeros 20 minutos no pasó absolutamente nada, y anduvo el partido entre barullo y barullo, con el Atlético sin encontrar el camino hacia Codina salvo en algún rebote que le favorecía y con el Getafe trasteando en el centro del campo, pero poco más.

El Atlético no quería desnudarse, seguro de su potencia tarde o temprano, y el equipo de Contra, al que la clasificación asfixia, jugó con un respeto brutal, lógico si se piensa bien porque enfrente, al fin y al cabo, estaba el líder, el mejor equipo de esta Liga. Un equipo que, sin embargo, a esas alturas de partido necesitaba como el comer un balón parado. Pudo haberlo tenido en un remate de Godín que salvó como pudo Codina y cuyo rechace, botando en el área pequeña un buen rato, nadie acertó a empujar.

Cabezazo de Godín

Diego Costa erró en el último pase cuando lo tenía todo a favor para marcar, y a base de faltas en el centro del campo fue mereciendo el equipo rojiblanco ponerse por delante en el marcador. Fue, dicho queda, en un cabezazo de Godín tras un centro cruzado de Juanfran. Para decirlo todo, Codina colaboró lo suyo con una salida inverosímil. Eso fue poco antes del descanso, que Fernández Borbalán señaló cuando la cosa empezaba a calentarse por culpa de un jugador, Alexis, que debiera hacérselo mirar. Provocó a Villa y reaccionó el asturiano, que estuvo a un \'tris\' de irse a la calle.

Volvió la pelota a la hierba y empezó dormido el líder, que contempló cómo Courtois le sacaba, una vez más, las castañas del fuego con una parada soberbia a cabezazo de Lafita. Contempló también cómo Colunga, recién ingresado, enredaba en el balcón del áera, pero para contarlo todo no hubo una sola ocasión más del Getafe en toda la segunda parte. El resto, lo bueno y lo malo, lo puso, como corresponde, a los rojiblancos, protagonistas en toda regla de una temporada que lleva para ellos un camino, hasta hoy, celestial.

Luego vino la jugada del penalti fallado por Diego Costa. Esa jugada, aunque se sabría mucho más tarde, había cambiado todo. Si Diego Costa finalmente no tiene más que el espeluznante corte en su tibia, será el momento de decir que el Atlético tiene media Liga en el bolsillo. Si el hispano-brasileño tiene algo más, que no parece, será el momento de decir lo mismo, pero con más cautela.

Fuente: elmundo.es

Lecturas: 966

ÚLTIMA HORA

6 Tips para la prueba del VESTIDO de NOVIA
La...
Lecturas: 215
Fecha: 02/12/2018
X Salón de boda, comunion y bautizo. 16-18 Noviembre 2018. IFEPA
El...
Lecturas: 193
Fecha: 19/11/2018
Fiesta Halloween
Miércoles...
Lecturas: 197
Fecha: 30/10/2018